Instagram

Social Icons

25 de julio de 2015

¡Guía Práctica para elaborar Talleres Vivenciales ya en formato digital! Búscalo en Amazon!!

Psicologia, Emociones, Gestalt, Aida Bello Canto, Trabajo Grupal, Couching, Counseling
Comparto con Ustedes la inmensa alegría de que mi libro "Guía Práctica para elaborar Talleres vivenciales: 9 talleres "a punto", está disponible en formato digital en Amazon, para beneficio de muchos que me lo han pedido y no residen en Buenos Aires.

Agradezco a todos los que me han hecho su devolución sobre el mismo y los que ya se han lanzado a la utilización de sus talleres incorporados (con consignas, objetivo y música sugerida en cada ejercicio).

¡GRACIAS!

Acá les dejo el link para el ingreso en Amazon:
http://www.amazon.com/Pr%C3%A1ctica-elaborar-Talleres-Vivenciales-talleres-ebook/dp/B012953WV2/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1437761641&sr=1-1&keywords=Aida+Bello+Canto

Pueden acceder en mi canal de YouTube a una síntesis, con imágenes, del contenido del mismo:
https://www.youtube.com/watch?v=5hooccILATk


psicologia, gestalt, Aida Bello Canto
Psicologia, gestalt, emociones, Aida Bello Canto
psicologia, gestalt, Aida Bello Canto, el tornillo flojo
Psicologia, gestalt, emociones, Aida Bello Canto

¡Espero que les sea útil y se animen a su propia creatividad!

Dra. Aida Bello Canto
Psicología y Gestalt


19 de julio de 2015

Los Celos: miedo al abandono.

celos, miedo, excluson, Aida Bello Canto, Psicologia, Gestalt, Emociones
Los celos suelen presentarse en las relaciones de pareja produciendo un momento de incomodidad y hasta de sufrimiento para quien los siente. Suele provocar conflicto entre la pareja, según la intensidad de los mismos y la frecuencia con que aparezcan, con lo cual una persona puede ser un poco celosa (cada tanto siente celos) hasta llegar a los celos enfermizos (casi todo es causa de celos); los conflictos, escenas de discusiones entre la pareja, variarán según estas variables: intensidad y frecuencia.

Si bien empecé haciendo referencia a la relación de pareja, no perdamos de vista que los celos pueden presentarse en cualquier otra relación (integrantes de una familia, entre amigos), siendo el punto más tratado la incidencia de ellos en la pareja por los problemas que acarrean, donde muchas veces ninguna de las partes sabe muy bien qué hacer para que se terminen las repetidas discusiones.

Como saben todas las emociones son señales; los celos son una señal que me informa del peligro de perder el cariño del ser querido por la presencia de un tercero. Tengamos muy presente que la "presencia de un tercero" está en la mente del celoso, no necesariamente es real, mas algún detalle, alguna palabra o gesto sirve de detonador de este sentimiento y los celos se activan como si en verdad existiese ese tercero. La esencia misma de esta emoción, que causa dolor a quien la padece, es la sensación de sentirse excluido y como consecuencia siente e imagina que será abandonado.

El trasfondo de la persona celosa es una baja autoestima y sentimientos de auto- desvalorización. Internamente se nombran las muchas razones por las que se siente "menos", aumentando su miedo a perder el afecto, el amor, de su pareja. Ante este temor, los celos se activan y generalmente los vuelcan contra el ser querido ya sea como acusación de "algo" o anunciando la posibilidad de ser excluí@/ abandonad@ por la "película que ya se hizo en su mente".

Los conflictos que surgen entre la pareja por causa de los celos terminan cansando a ambas partes, pues haga lo que haga la persona para transmitir confianza y seguridad, puede traer paz en un momento dado, mas tarde o temprano vuelve a surgir una nueva situación inesperada de pelea. ¿Qué hacer entonces? La persona celosa ha de trabajar en su propia confianza, en reforzar su autoestima y potenciar sus valorización interna. El otro no puede darte lo que a tí mism@ no te concedes.

También en los celos hemos de diferenciar dos cosas que aparecen muy juntas, casi automáticas:
- el estímulo que los detona
- la reacción que aparece frente al sentir celos
La persona que trabaja sobre su inseguridad, empieza a discriminar estas dos partes y a reconocer su reacción desmedida, pudiendo empezar a frenarla y no depositar su reacción sobre el otro. Es un trabajo personal, interno, un proceso, pues casi siempre han habido experiencias previas de pérdida de afectos y hasta de abandono. Esa parte íntima dolida ha permanecido inmadura, con los miedos a que se repita lo mismo. Asistir, acompañar y respetar ese aspecto interno inmaduro en su transformación, en su crecimiento y sentir de que es QUERIBLE, es posible y altamente aliviador.

En este hoy no voy a tocar el punto de las personas que de alguna forma les gusta generar celos en el otro (¡que las hay, las hay!) pues es una vuelta de tuerca más en este tema. Son personas celosas pero que en vez de sentirlo y/ o admitirlo, lo que hacen es despertar los celos en la otra persona, buscando el reconocimiento: que es tenido en cuenta, que es querido, obteniendo así la confianza y seguridad de que no será abandonado. Y si están en un tipo de relación con estas características, recuerden que hagan lo que hagan no podrán evitar que se repitan estas escenas de dudas y desconfianza (salvo que paulatinamente se dejen controlar sus vidas).

Espero que les sea útil. Deseándoles lo mejor,

Dra. Aida Bello Canto
Psicología y Gestalt


11 de julio de 2015

7 nuevos Tips para seguir en Malestar

Aida Bello Canto, psicologia, emociones, gestalt, Bienestar, pensamiento opuesto
Los seres humanos solemos tener ciertas tendencias "curiosas" que nos llevan a sentirnos incómodos, insatisfechos con nosotros mismos y con los demás, tomándonos bastante tiempo de nuestra vida darnos cuenta que podemos transformar esas tendencias, podemos transformarNOS y ser protagonistas de nuestra existencia para beneficio propio, de los que nos rodean y - por extensión y efecto contagio- del mundo cercano.

Digo tendencias "curiosas", porque ninguno de nosotros desea el malestar, muy al contrario, anhelamos el bienestar, la satisfacción y habitar relaciones nutritivas. Mas tendemos a quedarnos primero con lo negativo, recordamos con mayor facilidad los hechos de dolor antes que los de felicidad, vemos más fácilmente lo que falta antes que lo que hay, etc.

Dentro de nuestras curiosidades humanas, el pensamiento opuesto funciona estupendo. Así que desde este lugar y en nuestro común deseo de lograr el bienestar, nutrir nuestra autoestima, alcanzar y fortalecer nuestras relaciones, en este hoy te acerco 7 nuevos tips que te aseguran permanecer en el Malestar. ¡Fíjate si haces alguno de ellos!

1- Prioriza lo Urgente. 
Es muy posible que sea lo que hagas de manera automática, sin pararte a diferenciar lo urgente de lo importante en tu vida. Siempre hay que ocuparte ¡ya! y si no te das tiempo para recordarte qué es importante para tí, seguirás postergando tus sueños, proyectos, sin nutrir tus afectos y relaciones. Tendrás un fondo de insatisfacción bastante molesto.

2- Permanece con tus pensamientos negativos.
Ya sabemos cuán entrelazados están los pensamientos y las emociones, así que aseguras tu malestar no haciendo nada para salir de la queja o darle vueltas repetidamente a lo negativo. Piensa en los problemas y no en las soluciones.

3- Utiliza las palabras "siempre" y "nunca".
Tenlas como eje en tu vocabulario. Si algo no te sale bien, generaliza! Por ejemplo, "siempre me pasa lo mismo", y asegúrate de darle el mismo tratamiento a lo que hacen o no hacen los demás. "Nunca se preocupan por mí", "siempre se olvida de lo que le digo", etc.

4- Cree que tus interpretaciones son reales.
Concédele realidad a tus interpretaciones del mundo, de la gente y de tus vínculos. Por ejemplo, si una persona no te saluda como tu esperas, probablemente imaginarás y darás por hecho que está enojad@ contigo, no te quiere más, ... ¡creetelo! Puff, fuente de malestar cotidiano.

5- Nada de comunicación clara.
Si tienes dudas ante una situación o una persona, no preguntes, no te comuniques por ningún medio para saber o expresar lo que sientes. Evita una clara comunicación, permanece en la incertidumbre, malestar, inseguiridad. O aplica el número 4 anterior!

6- La culpa la tienen los demás.
Busca afuera la causa de tu malestar, así no tienes que cambiar nada, pues NADA está en tus manos para cambiar la situación que sea. Pararte en el lugar de víctima en tu vida, donde la culpa la tiene el otro, la vida misma, tu pasado, y un laaaargooo etc, te asegura el permanecer ahí mismo, en el lugar que estás de sufrimiento.

7- Tu Bienestar depende de los Otros.
Procura no regalarte tiempo para descubrir qué puedes hacer tú para estar y sentirte mejor, alimentar tu bienestar, nutrir tus necesidades y deseos. Ubicando en el afuera, en los demás, no necesitas utilizar tus herramientas ni descubrir tus capacidades.

¿Algunos de estos tips están presentes en tí? Basta con que tengas uno para que te asegures el malestar, y de ser así, ojalá te sirva para reflexionar qué quieres hacer al respecto. Tú eliges continuar en lo mismo o dar pasos para generar el opuesto.
Si quieres, puedes recordar los primeros 10 Tips para asegurarte el Malestar.

¡Hoy puede ser un gran día para un pequeño paso!

Dra. Aída Bello Canto
Psicología y Gestalt


4 de julio de 2015

¿Cómo Ayudar frente al Maltrato / Violencia?

Aida Bello Canto, Psicologia, Gestalt, Emociones, Relaciones Toxicas, Violencia, Maltrato
Muchos de nosotros conocemos o hemos conocido relaciones tóxicas, hemos sido testigos de maltrato e incluso hemos presenciado reiteradas "mini violencias" (descalificación, humillación, ...), sin saber qué hacer al respecto.

Cuando decidimos hacer algo con el objetivo claro de intentar ayudar a nuestr@ amig@ o familiar, para que pueda darse cuenta del tipo de relación que está teniendo o que tome registro del sometimiento, del silencio o de la justificación que toma como respuesta frente al maltrato del otro, la mayoría de las veces nos encontramos con la negación del hecho o minimizando la situación: "No es para tanto", "Él /Ella es así; no lo/a tomes en serio", "¿Tu crees?", "¡Está tan agobiad@ por el trabajo!", "Está nervios@, no fue su intención herirme", etc.

Hay muchas respuestas emocionales de la persona que intenta ayudar a un ser querido que está inmers@ en estos vínculos y se encuentra con la negación o que minimiza la situación de maltrato - sea el que sea de la amplia gama que hay-, e incluso si reconoce cierta dosis de esta violencia presente en su relación (de pareja, amigos o familia), posiblemente termine calmando a la persona que interviene a su favor, diciéndole  que "¡ya va a cambiar! en el fondo, no es así". Pasa a sentir sorpresa, enojo, cierta dosis de indignación e impotencia.

Para poder ayudar a una persona sometida, hemos de recordar que esta relación tóxica se fue construyendo en el tiempo, poco a poco, con lo cual la víctima se ha anestesiado a muchos agravios, o si ha aumentado el nivel de maltrato, ya pasa al silencio por sentir culpa o miedo y se le hace muy difícil blanquear la situación de violencia por vergüenza. Todos estos datos emocionales los maneja a la perfección el maltratador, dando por hecho que su poder funciona aún en la distancia y  que la otra persona mantendrá la boca cerrada. Lamentablemente, no se equivoca.

Entonces, ¿cómo ayudar?
- Acércate a hablar con la persona maltratada sin juzgar ni culpabilizar. Aún con nuestras mejores intenciones, muchas veces juzgamos o le mostramos directamente la responsabilidad que tiene en aguantar todo lo que viene pasando, sin darnos cuenta que la "vícitma" ya se juzga y se culpa por ello, pero no sabe cómo salir de ahí. Si quieres ayudar, no refuerces el juicio y la culpa.

- Habla sin atacar a la persona que maltrata/ somete, pues al negar o minimizar la situación de violencia, saltará a defenderl@, a justificarl@, no pudiendo escucharte ni registrar tu intento de ayuda. Entra en juego cierta fidelidad hacia la otra persona, con la cual está "pegada emocionalmente". la relación es tóxica, con lo cual los dos están inmersos en ella.

- Interésate en cómo está la persona que quieres ayudar: cómo se siente, si necesita ayuda en algún aspecto de su vida, hazle saber que cuenta contigo para escucharl@. Esta postura tranquiliza a la víctima y poco a poco podrá ir dándose el permiso de romper el silencio y empezar a mostrar su padecimiento.

- Responde a cualquier petición de ayuda; suele darse en situaciones de violencia física y el primer objetivo es garantizar la seguridad de la victima (y de sus hijos, si los hay). Hay organizaciones especializadas para ello y centros de apoyo. No basta con que te los lleves a tu casa. En muchos casos hay que elaborar un plan de seguridad y los profesionales especializados en violencia intrafamiliar son de enorme ayuda.

- Sugiérele buscar ayuda profesional terapéutica para que a su tiempo interno pueda rescatar y reconstruir su autoestima y aprender a poner límites. Paulatinamente irá pudiendo salir de la situación de dominio existente en esta relación tóxica. Puedes ayudar en la búsqueda de ese profesional e incluso acompañarl@ en el primer encuentro (sentirá miedo).
Aida Bello Canto, El Tornillo Flojo, Psicologia, Gestalt, Emociones, relaciones toxicas

Sé que muchas veces querrás bajar los brazos en tus intentos de ayudar, el sentimiento de impotencia es grande ... mas siempre puedes aportar un granito de arena, desde donde puedas y como puedas; desde donde la otra persona pueda escucharte y como pueda accionar.
¡Una pequeña luz en la oscuridad!

Dra. Aida Bello Canto
Psicología y Gestalt


 
 
Blogger Templates