Instagram

Social Icons

1 de junio de 2013

Relaciones Tóxicas ...¿chantaje emocional?

actitud, crecimiento personal
Las relaciones interpersonales son imprescindibles en nuestra existencia, teniendo el Otro un papel esencial desde nuestro más temprano desarrollo. En este sendero de la vida no solamente hemos de ir afirmándonos a nosotros mismos, sino que vamos abriendo puertas a la creación de vínculos, los cuales pueden tener muchos matices y colores. Para dividirlos en dos grandes categorías podríamos hacer referencia a relaciones nutritivas y relaciones tóxicas.

El grado de toxicidad en un vínculo es muy variable, pudiendo estar presente en una dosis ínfima donde la integridad de la persona ni siquiera es rozada; así también puede alcanzar niveles sumamente elevados donde ya estaríamos ingresando al terreno del acoso moral, emocional, cuyas consecuencias pueden ser devastadoras.

Cuando la dosis tóxica es baja, nos encontramos generalmente frente a una problemática de poner límites. Miedo a que el otro se enoje, aparezcan conflictos ("mejor la dejo pasar ... total, no es tan importante"), cambien la imagen que tienen de mí, etc, pueden ser varias las razones para no poner un límite al otro y que todo "permanezca en calma".

Este tema es muy importante, mas ahora me voy a centrar en las relaciones altamente tóxicas pues en ellas la persona va perdiendo, renunciando, cediendo y hasta anestesiando su libertad de elección. Son vínculos donde la manipulación es la moneda corriente, y el que ocupa el "rol de víctima" es el que tiene la posibilidad de desarticular esta alianza establecida en la relación, ya que la otra parte del vínvulo se siente y se cree poseedor/a de la verdad absoluta, del poder.

El que hable de la posibilidad de la víctima de romper este vínculo tóxico, no implica que sea fácil; muy al contrario, se le hace sumamente árdua la tarea, necesita buenos soportes internos y externos, para ir desentramando este tejido que alberga amenazas implícitas que buscan que se acate o se complazca al otro, sin importar los propios deseos, necesidades o bienestar.

Esta persona ha ido perdiendo el contacto con su integridad, con sus deseos y necesidades, paulatinamente. Es una relación que se construye en el tiempo ... ¡no es de un día para otro! El otro se convierte en una especie de chantajista emocional que conoce los puntos vulnerables, utilizando el miedo, la obligación o la culpa como instrumentos. Por medio de palabras sutiles, de alusiones, de insinuaciones o incluso de gestos, es posible desestabilizar a alguien, infringir este maltrato psicológico.

La persona "manipulada" va quedando atrapada en una especie de niebla que le impide registrar tal manipulación, e incluso tiende a comprender, justificar y tolerar. Y es que este tipo de relación acontece con personas cercanas cuyo amor, cariño, se desea preservar y hasta reforzar (pareja, familia, amigos). Si no cede a la necesidad o pedido del otro, puede sentirse "mala persona", poco comprensivo/a o egoísta. 

Por supuesto que también se dan en el ámbito laboral, pero la niebla no es tan densa; es más fácil la detección de este maltrato, aunque el precio que se paga sigue siendo alto (incluso se compromete la salud física).

Hay claves para salir de una relación tóxica, no necesariamente rompiendo la relación pues algunas poseen la alternativa de transformarse, tornarse nutritiva, siempre y cuando en el proceso ambas partes acuerden a realizar el camino juntos. Estos tips los daré en la próxima, para no robarles más tiempo hoy, mas tengan en cuenta que "la habilidad de desistir de respuestas obsoletas, de relaciones exhaustas y de actividades que exceden el propio potencial es una parte esencial de la sabiduría de vivir" (Perls).

Somos responsables de nosotros mismos: habilidad de responder, habilidad de elegir.

Poseemos el derecho a decir un No, con respeto al otro.

Poseemos el derecho a decir un Si, con respeto hacia mí mismo/a.

(¿Te interesan las claves para la desintoxicación? Espero tus comentarios para saber si es útil). 

27 comentarios:

  1. buen articulo ,frecuente en el ambiente laboral cuando una de las partes con poder manipula con el castigo o hacer la vida imposible y se le deja pasar ,pero mal por que si se le fortalece...Si que lograra ese objetivo
    Asi que digo N0 A QUIEN ME FALTEN EL RESPETO....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tal cual Yolanda; cuando sentimos la falta de respeto, está en nosotros la actitud que tomamos frente a la misma. "Soportarlo" ya es tóxico. En el ambiente laboral los manejos son muy fuertes, por tema de poder, como bien dices.
      ¡Gracias!

      Eliminar
  2. ¡Cuántas relaciones tóxicas acumulamos durante nuestra vida! Que no nos animamos a pener límites o alejarnos de esa amistad si no nos hace bien...y seguimos...
    Aida buenísimas estas notas tuyas...Y claro que me interesa conocer las claves para la desintoxicación...Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Marta! Ya el darte cuenta que una relación es tóxica, es un enorme paso para iniciar el cambio. Vendrán las claves!
      Abrazo.

      Eliminar
  3. Hola Aida,
    Muy bueno!!!
    Creo que una vez lo conversamos ...yo creo que hay toxicidad en los vinculos por carencia (de cuidado, respeto etc) o por exceso (confluencia) y ambas son igual de dañinas para la identidad. Crear relaciones sanas requiere estar, mirar, pensar y repensar el vinculo todo el tiempo y abonarlo creativamente de lo contrario esta destinado a irse deshidratando sus componentes.
    Totalmente intrigado por tu propuesta para desintoxicar!!
    Te felicito por el blog que es un desafio a pensar!
    Adrian

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Adrian por tu mirada a los vínculos, coincidiendo contigo en la tarea que implica mantenerlos nutritivos, para que ninguno se "deshidrate". El componente de amoroso respeto me parece esencial. Y gracias por el impulso! Falta poco para las claves, entonces! Un gran abrazo.

      Eliminar
  4. Hola Aida! Me encanta el tema y estaré a la espera de la continuación. Un abrazo fuerte, Nejil.

    ResponderEliminar
  5. Agradecido con el articulo, y de gran utilidad, Gracias Dra. Bello

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro mucho que así haya sido. ¡Gracias!

      Eliminar
  6. gracias Aida, me sirven mucho estas palabras en este momento, y tambien saber que hay cambios posibles trabajando sobre los límites, el amor a uno mismo y el compromiso de las dos partes en las situaciones de parejas, no habia relacionado esto con amigos y trabajo pero es un tema dificil y central, creo yo, en los vinculos! espero los tips! gracias nuevamente, Guadalupe

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a tí por tu comentario y reflexión. Seguiremos en la próxima. Saludos.

      Eliminar
  7. Hola Aida, Que buenas las palabras!!! Espero ansiosa los tips... creo que en las situaciones de pareja o amistades es lo mas dificil almenos para mi. Me cuesta mucho mas poner el limite! Elizabeth

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y es que cuanto más cercana es la persona, como una pareja o amistad, cuesta mucho más por la estrechez del vínculo, el afecto, el tiempo transcurrido, la historia conjunta ... Se aprende a poner los límites paulatinamente, despacito, porque aparece el miedo al cambio; ¡y hay que respetarlo!
      Un cálido saludo.

      Eliminar
  8. Como siempre Aída me encanta leer tu blog y revisar lo que tantas veces hablamos. Gracias por tu claridad! Andrea C

    ResponderEliminar
  9. Aída, como siempre excelente tus reflexiones, sos una gran Maestra, nos permite seguir reflexionando, despertando.. Gracias!!!
    Alicia B.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y yo sigo aprendiendo y esmerándome con Ustedes. Mil gracias!

      Eliminar
  10. Estimada Aida,muchas gracias para quienes como yo padecemos una cierta forma de relación tóxica,digo cierta forma,porque sin querer ni saber nada,me ví perseguida por personas que piensan que les denunciaré o divulgaré sus actividades,soy víctima de una persecución diaria,que me está destruyendo,que hacer?

    Muchas gracias,Patricia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Patricia. Gracias por tus palabras a las cuales me gustaría contestarte directamente y ofrecerte cuánto esté a mi alcance. Si quieres escríbeme a mi mail aidabello@gmail.com con más detalles, pues necesito saber qué vínculo de confianza se ha establecido.
      Espero noticias tuyas.
      Un cálido saludo,
      Aida

      Eliminar
    2. Estan difícil explicarlo sin contar la situacion,como se hace para poder ser fuerte cuando te persiguen,personas que ni conozco y que me amedrentan,Dios sabe porqué me sucedió esto.
      Gracias desde el corazón.

      Patricia.

      Eliminar
    3. Aida dime una palabra de aliento,por favor,
      Muchas gracias,
      Patricia.

      Eliminar
    4. Hola Patricia! como bien dices es muy difícil ayudarte sin saber la situación, mas entiendo que por tu estado ha de ser altamente difícil y problemático hacerlo. No lo hagas, lo importante es que puedas sentirte cada vez más segura y tranquila. Intenta transmitir confianza, reserva y firmeza. Las tres cosas son importantes. Si te muestras con miedo, la otra parte sacará más ventaja al ver que te achicas (es ley del victimario), acompañada esta firmeza con la transmisión de seguridad de que eres una persona reservada y abocada a tu vida.
      Respira profundo tantas veces como necesites; esto ayuda mucho para mantener tranquilidad.
      No te sientas acorralada ... siempre puedes contar con gente que te quiere!
      Un abrazo. Aida

      Eliminar
    5. Muchas pero muchas Gracias Aida,eres un ser de Luz,intentaré ser más fuerte,y debo decirte que me dio algo de Paz leer tu contestación,Dios te llene de bendiciones en tu vida,Dios me conceda calma para salir de este calvario,que no sé porque causas del destino me toca vivir,algo debo aprender,algo debo cambiar,espero seguir leyendo tus consejos y vuelvo a decirte mil gracias!!Que Dios nos proteja a todos,hasta quienes nos lastiman
      Un abrazo,Patrcia.

      Eliminar
    6. ¡Qué bueno que te ha sido útil Patricia! Te agradezco tus bendiciones y así sea para tí tambien.
      Un gran abrazo. Aida

      Eliminar
  11. Lamentablemente mantengo una relación muy tóxica con la segundo persona que casi todos tenemos en la vida, después de uno mismo. El hecho de que sea la familiar a la que más quiero ha significado que haya sido muy difícil darme cuenta de lo tóxica que era y sobre todo de lo inmensamente complicado que es rebajar la toxicidad de la relación por el amor que le tengo. Las consecuencias de esta relación son las que describes, me he sentido como en una nube y sin capacidad de saber lo que quiero o siento la mayor parte de mi vida. David.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola David. Como bien dices, y señalo en el post, cuanto más cercano es el vínculo, más difícil es poner límites. Por supuesto que se puede salir de esa toxicidad, mas paulatinamente, despacio, para no caer en el miedo o la culpa. Quizás ya sepas que quien tiene que ir saliendo de los hábitos de esta relación eres tú, y no esperar que la otra persona cambie.
      Ojalá ya hayas iniciado el proceso de cambio, de registrar tus necesidades, lo que deseas y sientes, y tu derecho a elegir en tu vida (como otros en su momento eligieron la de ellos). Empezar por lo pequeño, es lo más adecuado.
      En algunos momentos hablas en pasado, así que a lo mejor ya estás parado en un nuevo lugar. ¡que así sea!
      Gracias por compartir; nos suma a todos.
      Un cálido saludo,
      Aida

      Eliminar

 
 
Blogger Templates